Foto de una camioneta siendo conducida durante una tormenta de nieve.
Main Content

Tormentas de invierno y frío extremo

Las tormentas de invierno crean un mayor riesgo de accidentes automovilísticos, hipotermia, congelación, envenenamiento por monóxido de carbono y ataques cardíacos por sobreesfuerzo. Las tormentas de nieve y las ventiscas pueden provocar frío extremo, lluvia helada, nieve, hielo y vientos fuertes. Una tormenta de invierno puede:

  • Durar unas pocas horas o varios días;
  • Interrumpir los servicios de calefacción, electricidad y comunicación; y
  • Poner a las personas mayores, niños pequeños y personas enfermas en mayor riesgo.

SI SE ENCUENTRA BAJO UNA ADVERTENCIA DE TORMENTA DE INVIERNO, BUSQUE UN REFUGIO INMEDIATAMENTE

  • Manténgase alejado de las carreteras.
  • Quédese en un lugar cerrado y vístase con ropa abrigada.
  • Prepárese para los apagones.
  • Use generadores afuera de la casa solamente y alejados de las ventanas.
  • Escuche la información oficial de las autoridades de emergencia y esté atento a las alertas.
  • Revísese en busca de signos de hipotermia y congelación.
  • Chequee el estado de sus vecinos.

CÓMO MANTENERSE SEGURO ANTE UNA AMENAZA DE TORMENTA DE INVIERNO

QUÉ HACER AHORA: Prepararse

  • Conozca el riesgo de tormentas de invierno de su área. El clima de invierno y frío extremo puede dejar a las comunidades sin servicios públicos u otros servicios durante períodos prolongados.
  • Aísle las paredes, calafate y coloque burletes en puertas y ventanas para protegerse del frío. Aprenda a evitar que las tuberías se congelen. Instale detectores de humo y detectores de monóxido de carbono con baterías de reserva y pruébelos.
  • Preste atención a los informes meteorológicos y a las advertencias de clima helado y tormentas de invierno. Inscríbase en el sistema de advertencia de su comunidad. El Sistema de Alerta de Emergencia (EAS, por sus siglas en inglés) y la radio meteorológica de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA, por sus siglas en inglés) también proveen alertas de emergencia.
  • Prepare un kit de suministros en caso de que necesite quedarse en casa por varios días sin electricidad. Tenga presente las necesidades específicas de cada persona, incluidos los medicamentos. No se olvide de las necesidades de las mascotas. Consiga baterías adicionales para radios y linternas.
  • Prepare unkit de suministros de emergencia para su automóvil. Incluya cables de arranque, arena, una linterna, ropa abrigada, mantas, agua embotellada y meriendas no perecederas. Mantenga el tanque de gasolina lleno.
  • Conozca los signos y los tratamientos básicos de la congelación y la hipotermia.

QUÉ HACER DURANTE: Sobrevivir

  • Manténgase alejado de las carreteras si es posible. Si se encuentra atrapado en su automóvil, permanezca adentro.
  • Limite su tiempo afuera. Si necesita salir, entonces use varias capas de ropa abrigada. Revísese en busca de signos de congelación y de hipotermia.
  • Evite el envenenamiento por monóxido de carbono. Solo use generadores y parrillas al aire libre y alejados de las ventanas. Nunca caliente su casa con la cocina o e horno a gas.
  • Reduzca el riesgo de un ataque cardíaco. Evite el sobreesfuerzo cuando quite la nieve.
  • Si se revisa y detecta signos de congelación y de hipotermia comience un tratamiento inmediatamente.
  • Chequee el estado de sus vecinos. Los adultos mayores y los niños pequeños corren mayor riesgo en condiciones de frío extremo.

RECONOCIMIENTO Y RESPUESTA

  • La congelación causa pérdida de sensibilidad y color alrededor de la cara, los dedos de las manos y de los pies.
    • Signos: entumecimiento, piel blanca o grisácea-amarillenta, piel firme o grasosa
    • Acciones: Vaya a una habitación abrigada. Sumerja su cuerpo en agua tibia. Use el calor del cuerpo para calentarse. No se masajee ni use una almohadilla térmica.
  • La hipotermia es la temperatura corporal inusualmente baja. Una temperatura por debajo de 95 grados se considera una emergencia.
    • Signos: temblores, agotamiento, confusión, torpeza en el movimiento de las manos, pérdida de memoria, dificultad para hablar o somnolencia
    • Acciones: Vaya a una habitación abrigada. Caliente el centro de su cuerpo primero—pecho, cuello, cabeza y zona inguinal. Manténgase seco y envuelto en mantas abrigadas, incluyendo la cabeza y el cuello.

Recursos disponibles